viernes, 2 de enero de 2009

Vivir cada día como si fuera el primero

Cuando estrenas año siempre te haces propósitos de hábitos de vida, ser mejores, estar más con las personas que quieres y en definitiva, ser mejor persona. De todas las cosas he que oído en estos días hay una que me dijo una chica maravillosa que me ha llamado la atención: Vivir cada día como si fuera el primero.
Normalmente escuchamos lo contrario. Eso de "vive cada día como si fuera el último" y si lo piensas bien es una barbaridad. ¿Qué harías con un día si fuera el último? ¡Qué estrés! Son tantas cosas, tendría tanto miedo a dejarme algo por hacer que no lo disfrutaría.
Sin embargo, si vives cada día como si fuera el primero lo llenarás de esperanza, de curiosidad, de ganas de aprender, de nuevos proyectos y de ilusión. Y así si que me gustaría que fueran todos mis días de este año que ahora comienza.
¿Te apuntas?

4 comentarios:

Alfonso dijo...

¿el primero de qué? ¿de mi vida? fue horroroso, nací con kilo y cuarto, y gracias a nuestro cerebro, no me acuerdo de esa experiencia tan traumática...
Pero bueno se entiende lo que quieres decir :)

Aurora dijo...

Hola Sergio!
Me hablaron de tu blog y pasaba por aquí...
Poder vivir cada día como si fuera el primero es un regalo,"ahora es el mejor momento para empezar" (Deepak Chopra) sin filtros que nos confundan, sin creencias ni ideas limitadoras que hagan de dejemos de hacer cosas que nos apetecen...
Solo VIVIR disfrutano y disfrutar viviendo, percibiendo el mundo como si estuviera lleno de "piruletas de colores".
FELIZ AÑO.

Verònica dijo...

mmm si!. me apunto.. el tema es que ya empiezo a pensar en lo difìcil de lograrlo.. quizàs tenga que aplicar una mirada bastante màs positiva. no lo dudo. que lo logres!!! besos, Vero.

Iñaki dijo...

pues claro que me apuntoooo.Me encantaría poder tener la voluntad suficiente de recordarlo cada día. Gracias por el consejo.