viernes, 3 de octubre de 2008

¿Conoces los vinos de sevilla?


Toda España es un gran viñedo, Sevilla también. Desde el 26 de septiembre y hasta el 5 de octubre se están celebrando las VII jornadas gastronómicas "¿Conoces los vinos de Sevilla?" por diferentes establecimientos de la ciudad y la provincia. La verdad es que es una de esas cosas que uno hace sin demasiado conocimiento y más movido por alguien que te lleva que por otra cosa... Y no me arrepiento.
La Antigua Abacería de San Lorenzo es un establecimiento que se encuentra a tres pasos de la Basílica del Gran Poder. He pasado por allí mil veces y jamás me había fijado en ese lugar. Y me arrepiento.
Está en una casa sevillana del SVII y para los que no lo sepan, las abacerías eran muy populares en esta ciudad hasta la primera mitad del siglo XX. Se trataba de tiendecitas que despachaba el propio dueño y mientras lo hacía te daban a probar alguno de los productos acompañados de una copa de vino. Hoy dan de comer en mesas situadas junto a la cocina o en salones pequeños que antes eran almacenes. Una maravilla, vaya.
Pues en este lugar el pasado martes me dieron cinco platos exquisitos, destaco la ensalada de berenjena escabechada, y cada uno de esos platos acompañado de un vino hecho en la provincia de Sevilla. Caldos de gran factura que algún día comenzarán a ser seriamente reconocidos.
Manzanilla Fina González Palacios (Lebrija) para comenzar.
Vino blanco Ocnos (Cazalla de la Sierra) para seguir (el mejor para mi gusto)
Umbretum espumoso (Umbrete), muy original
Fuente Reina (Costantina), perfecto para carne de caza.
Pedro Ximenez dulce (Villanueva del Ariscal) Con los quesos va fenomenal.
Recomiendo a todos que no se lo pierdan. Es una manera diferente de salir. Y si encima vas con personas que te aprecien más.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

A ver si pruebo el blanco Ocnos de Cazalla de la Sierra. No creo que sea muy allá, lamento la poca fé, pero lo de Ocnos me lleva a mi adorado cernuda. También de Sevilla y tratado por Sevilla como yo me he sentido a veces por Sevilla, ¿qué te voy a contar?...

Afuña dijo...

Sevilla te quiere. Lo que pasa es que hay que saber escucharla. Y tu, te has llevado lo mejor de la ciudad! Osea, mi hermana y mi cariño. Ojalá las personas pudieran llevarse tanto de cualquier lugar, no?
De todas maneras, busca el Ocnos. Responde a la expectativas.

Anónimo dijo...

Adoro a Sevilla a pesar de Sevilla. Aunque sólo fuera porque allí estaba tu hermana cuando la conocí. Con eso bastaría. Pero hay más cosas, claro. ¿Sabe escuchar Sevilla? Supongo que ahí también reside parte de su gracia. Encontraré el Ocnos y ya te contaré.

Anónimo dijo...

Muy fuerte que no conocieras ese sitio...

Anónimo dijo...

uf! vaya resentimiento con Sevilla ¿no? estoy segura que no es para tanto...